Cómo hacer mi propio color de pintura

Cómo hacer mi propio color de pintura

¡Ha llegado el momento de pintar tu casa! Por más que miras cartas de colores, no das con el color que tienes en mente. Viste una publicación o imagen en internet de una estancia que te encantaba, pero ¿de dónde es ese color? Pues si no lo encuentras entre las primeras marcas, ni tampoco entre aquellas menos conocidas que están a tu alcance, es posible que sea un color personalizado que tú mismo puedas hacer.

Sí, porque ya hace mucho que no debemos limitarnos a lo que nos ofrecen en empresas y tiendas de pintura, ahora también podemos crear nuestros colores, bien pidiéndolos en la tienda, o mejor aún (y más barato), mezclándolos por nosotros mismos en casa.

¿Cómo hacerlo?

Pues bien, hacer nuestros colores en casa para darle un nuevo aire a nuestro hogar no es tan sencillo como mezclar unas gotas de tinte en un bote de pintura. Se necesita algo más, unos consejos básicos que queremos darte:

  • Pintura temple. Si la pintura que usarás es temple (al agua con aglutinante), debes saber que una vez seca en la pared, el tono se aclara bastante. ¿Qué quiere decir eso? Que tendrás que hacer que en el cubo aparezca al menos dos tonalidades más oscuras de lo que quieres. Lo mejor es que vayas haciendo pruebas en pequeñas zonas no muy visibles de la pared. Lo más habitual es que si para tu color necesitas, por ejemplo, diez gotas de tinte, tengas que poner al menos 25. Pero como te decimos, ve añadiendo de cinco en cinco y ve proando hasta que des con el tono que quieres.
  • Si la pintura es plástica, estamos ante otro panorama, concretamente el contrario. Es decir, la pintura plástica, si es de buena calidad, tiende a ser más oscura de lo que se ve en el bote. Te recomendamos lo mismo: ve haciendo pruebas. En el primer añadido de tinte, pon menos de lo que crees que necesitas y ve probando y añadiendo gotas poco a poco.

En realidad, solo se trata de tener un poco de paciencia y cuidado para no pasarnos ni en un lado ni en otro. Dicho esto, ¿qué tinte necesitas según el color de pintura que quieras? Pues bien, aquí tienes una lista de las aproximaciones a los colores:

  • Ocre para tonos crema y amarillos claros.
  • Amarillo, azul y verde se convierten en el mismo color. Dependiendo de la intensidad, tendrás que usar más o menos cantidad, solo eso.
  • Con el tinte rojo, obtendrás tonos rosa.
  • Con el negro, tonos grises.
  • Y luego por otro lado, puedes hacer mezclas de varios tintes, como ocre y rojo para salmón o amarillo y rojo para naranja. ¡Échale un vistazo a la gama cromática y haz tus propias mezclas!

Con estos consejos y la info sobre los tintes ya tienes todo lo necesario para hacer tu propia pintura en casa. ¡Manos a la obra!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *