Amarillo pastel, recomendaciones en pintura de paredes

Amarillo pastel, recomendaciones en pintura de paredes

¿Estás pensando en pintar de amarillo pastel o amarillo suave las paredes de tu casa? Te damos unos consejos para que el ambiente o look de la habitación quede ideal y no aburrido.

¿Por qué pintar de amarillo pastel las paredes?

El amarillo, especialmente en su tonalidad pastel o suave, puede ser el color ideal para la decoración de tu hogar, que sugiere paz, armonía y delicadeza. Algunas de las razones por las que podrías decidir usarlo son:

  • Su combinación con la luz. Sin ser el luminoso color blanco, el amarillo también refleja la luz, por lo que crea el efecto óptico de una habitación más grande, con los detalles más definidos. Eso sí, hay que tener en cuenta todas las fuentes de claridad, sean luz natural o artificial. Si la luz que entra es excesiva, el amarillo pastel puede deslumbrar y ser demasiado agresivo para tus ojos.
  • El amarillo pastel es un color elegante que transmite firmeza y serenidad. Si deseas recrear un ambiente de tranquilidad, te sugerimos elegirlo.
  • Da mucho encanto si sabes con qué otros colores decorar la estancia. Efectivamente, el amarillo pastel puede resultar demasiado soso. La clave está en saber acompañarlo con otros tonos, para que el amarillo destaque y luzca.

¿Las paredes de qué habitación puedo pintar de amarillo suave?

Los colores no son específicos para estancias de la casa en concreto. Puedes desatar tu imaginación y pintar de amarillo suave el espacio que desees. Sin embargo, algunas buenas ideas podrían ser:

  • El baño. Esta parte de la casa suele ser pequeña, por lo que algo de luminosidad y el efecto de que es más grande podría ser una gran opción. De hecho, este color también se recomienda para otros sitios estrechos, como el pasillo o la entrada.
  • El dormitorio. Es importante recrear en el espacio donde dormimos esa aura de serenidad y delicadeza que nos hace descansar. Sin embargo, podría entrar demasiada luz cuando empiece el día. Del mismo modo, es un color interesante para un dormitorio infantil, pero añadiendo algo en un tono suave de azul, morado, rosa o verde, para que no sea tan monótono.
  • Salas comunes. La cocina, el salón o el comedor también pueden ser pintados de amarillo, en combinación con el blanco, el salmón y otros colores que acaben con la insipidez.

¿El amarillo pastel es demasiado aburrido para las paredes?

En la variedad está el gusto, y ya hemos comentado que nada es menos estimulante que una habitación pintada exclusivamente de amarillo pastel.  Aunque este color tenga muchas virtudes, es necesario mezclar y hacer juego con otros como:

Color blanco: el color neutral dispersa la luz y enfatizará el amarillo suave.

Color gris: hermana muy bien con el amarillo, y queda vanguardista.

Color marrón: la paleta de colores tierra o café de la madera y de otros materiales naturales se acoplan a la perfección.

Color azul: contrasta con el amarillo y guía la mirada a los pequeños detalles.

Color amarillo (intenso): corona la decoración de tu habitación con tonos fuertes de amarillo limón o mostaza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *